No consideran a la actividad de call center como riesgosa

Un reciente fallo (20/10/2020) dictado por la Sala III en autos  “ABRAHAM LEILA SOLANGE C/ KONECTA SERVICIOS ADMINISTRATIVOS Y TECNOLOGICOS SUC. ARGENTINA Y OTROS S/ ACCIDENTE- ACCION CIVIL” estableció que la actividad laboral en sí misma no puede ser considerada una cosa riesgosa con el alcance del artículo 1113 CC. 

En el caso se pretendía una reparación indemnizatoria superior a la establecida por el marco de la Ley de Riesgos de Trabajo y en consecuencia de la cobertura de la ART correspondiente, fundando su pretensión en la inconstitucionalidad de dicho sistema legal por entender que la actividad en sí misma constituía una cosa riesgosa. Vale aclarar que el caso discurrió con fundamento en la normativa del anterior Código Civil.

 

La sentencia determinó: “Por lo tanto, el agravio mediante el cual se insiste con la procedencia de la acción por la vía del derecho común, a mi entender, no es de recibo. Así lo entiendo, porque el ambiente laboral en el que la actora desempeñaba su actividad – independientemente de su carácter estresante- y aún de las altas exigencias en las que pudieron haber sido ejecutadas- no constituye per se “cosa” en los términos del art. 2311 del Código Civil, vigente a la época del reclamo (o riesgo o vicio de una “cosa”) en la producción del daño constatado. Comparto el criterio según el cual, teniendo en cuenta el concepto de cosa del artículo referido, resulta evidente que la actividad, en las condiciones ambientales descriptas, no constituye un objeto material en el concepto de la norma, puesto que no se trata de entidades sólidas, o líquidas, o gaseosas o energéticas perceptibles por los sentidos (o en otras palabras, no se trata de cosas formadas por materia que puedan ser contadas, pesadas o medidas). En consecuencia y, dado que en la causa no se encuentra configurado uno de los presupuestos que integran la responsabilidad objetiva (la intervención de una “cosa” en la causación del daño) la demandada no resulta responsable”

 

La sentencia, con votos mayoritarios de las Dras. María Cecilia Hockl y Diana Cañal, establece un criterio diferencial en relación a la tendencia jurisprudencial mayoritaria del fuero en la materia, en cuanto califica al trabajo en sí mismo como “cosa riesgosa o viciosa” y consecuente factor de atribución de responsabilidad (CNAT Sala VII - 30/09/2016 - Cruz, Martín Ernesto c. Alastuey, Roberto Walter y otro s/ accidente - acción civil y reciente fallo de la CNAT Sala VI, Quiroga, Sandra Luisa c. INC S.A. y otro s/ accidente - ley especial • 14/07/2020, entre otros.)

© 2020 Sitio creado por Barzza